2019 · 04 · 15

Netanyahu considera 'absurdo' que el TPI juzgue a militares israelíes

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, ha calificado de "absurdo" que el Tribunal Penal Internacional (TPI) considere siquiera la posibilidad de investigar a militares israelíes por posibles crímenes de guerra.

Fuerzas israelíes arrestan a una manifestante en una protesta contra la demolición en la aldea Khan al-Ahmar, 4 de julio de 2018.

Netanyahu ha expresado su satisfacción por la decisión del pasado 12 de abril por la que el TPI rechazaba la petición de su propia Fiscalía para investigar crímenes de guerra de Estados Unidos en Afganistán.

"Es absurdo que el TPI juzgue a militares estadounidenses o israelíes", ha afirmado Netanyahu durante el Consejo de Ministros semanal de este domingo, según recoge la prensa israelí. De lo contrario, la decisión tendría "implicaciones extraordinarias" a nivel internacional.

Netanyahu ha apuntado además que el TPI se creó para juzgar las atrocidades perpetradas por países sin un sistema legal que se respete y ha felicitado al presidente estadounidense, Donald Trump, y a Estados Unidos en general por la decisión del tribunal y ha agradecido el apoyo de Trump a Israel en sus gestiones con el TPI.

El TPI debe aún pronunciarse sobre una denuncia de Palestina por crímenes de guerra en Gaza y Cisjordania fundamentada en la construcción de asentamientos para colonos en territorios ocupados militarmente.

Además, el Consejo de Derechos Humanos de la ONU ha recopilado datos de soldados y oficiales israelíes que habrían cometido crímenes de guerra durante la represión de las recientes manifestaciones de palestinos en la frontera de la Franja de Gaza. Sin embargo, ni Estados Unidos ni Israel son signatarios del Tratado de Roma constitutivo del TPI.

El caso de Khan Al Ahmar

Uno de los posibles delitos que podría investigar el TPI es la orden de demoler la aldea beduina de Jan al Ahmar. El Tribunal Supremo de Israel aprobó el pasado mes de mayo la demolición de la localidad, incluida su escuela.

La comunidad está integrada por beduinas Jahalin, desplazadas previamente de sus residencias en el desierto del Néguev, en el sur del país.

El caso de Khan Al Ahmar se ha convertido en una de las caras de la lucha de los beduinos contra la expulsión de palestinos del Área C de Cisjordania, bajo control administrativo y militar de Israel.

Fuente: Agencia Europa Press